La asociación O Camiño dos Faros ha anunciado que deja de actuar como promotor de “la homologación de O Camiño dos Faros como Ruta de Gran Recorrido”.


Desde este colectivo informan que “dejamos de hacernos cargo de cualquier trabajo de mantenimiento o señalización. No podemos insistir en mantener limpia o señalizada correctamente una ruta cuando son las administraciones públicas las que no nos dejan y nos ponen trabas”.

Advierten que la entidad “no es responsable del camino y, por lo tanto, no se hace cargo de nada de lo que pudiese suceder a los miles de senderistas que cada año hacen este recorrido”.

Después de ocho años de trabajo han tomado esta decisión por todos los inconvenientes encontrados:”Hemos hecho todo lo que está en nuestras manos para asegurarle el futuro a este camino tan importante para A Costa da Morte. Pero lo único que hemos recibido de la Federación Galega de Montañismo, de la Deputación de A Coruña y de la Xunta de Galicia han sido largas y vueltas y más vueltas, cuando no rechazo abiertamente”.

Eso sí la asociación continuará activa “pero nuestra labor será ahora únicamente continuar promocionando y dando a conocer nuestra tierra porque eso es algo que, por ahora, nadie nos puede prohibir, pero ya no tendremos esa responsabilidad de gestión de la ruta que no nos dejaron tener”.

En este sentido indican que “ya no tendremos que ir alcalde a alcalde año tras año solicitando un desbroce de algo «ilegal» y tampoco tendremos que perder más el tiempo en improductivas reuniones en Coruña y Santiago. Ni tampoco tendremos que escuchar como algunos nos acusan de terroristas medioambientales por intentar que la gente, en vez de crear y pisar por cinco mil senderos en zonas sensibles, lo hagan sólo por uno y sin salirse del mismo”.

Por lo tanto vuelven a “la otra dimensión, la de los trasnos, de la que nunca debimos salir”.Seguirán existiendo pero “con un componente lúdico y sin ninguna responsabilidad”.