La parroquia adquirió un órgano y Manuela  Muiño cumplió cien años.

 

 

La iglesia parroquial de Santa Comba estrenó nuevo órgano con un concierto del pianista Adrian Gala, que sirvió para inaugurar el nuevo Viscount Chorale traído desde Polonia. Fueron treinta minutos de música clásica, para comprobar el sonido “bueno y compacto” que salía a través del también nuevo equipo de megafonía.

 

Más de dos centenares de fieles aplaudieron la actuación de Gala, que precedió a una misa cantada en cuatro idiomas (gallego, castellano, polaco y latín) oficiada por el párroco Eduardo Prado Alvaredo, y en la que intervinó el notario del Arzobispado de Varsovia, Bartlomieja Pergol. El ayuntamiento de Santa Comba estuvo representado por la teniente de alcalde, María Pose Rodríguez.

 

 

 

 

Nueva centenaria

 

 

Manuela Muiño Fraga se unió este fin de semana al club de las personas centenarias de Santa Comba. Aunque nació en Trazo, lleva unos años residiendo en la capital municipal. La edila de Servizos Sociais, María Pose la visitó y le entregó un ramo de flores. Manuela no deja de tomar su taza de té por las tardes y también se declara aficionada al chocolate “e as lambetadas”.