Anido y el tiroteo de Colombia(y III)

0
565

Anidodos

Último episodio de la historia del agente Anido, que cambia de identidad y se desplaza a Colombia.

Puedes escuchar la historia completa en la sección de radio a la carta de Anosacosta.

 

 

“EL TIROTEO DE COLOMBIA” 

 

  Por Xosé Manuel Lema

 

27 de noviembre de 1998. Dos agentes de la embajada de Colombia se dirigen a una sucursal bancaria ubicada en la Avenida Cien de Bogotá para retirar cerca de cinco millones de pesetas para comprar un coche. Retiraron el dinero y lo guardaron en el interior de una mochila. Abandonaron el banco y se subieron a un Mazda de color gris, cuándo se le cruzaron en su camino cuatro delincuentes a bordo de dos motocicletas. Presuntamente querían hacerse con el botín. Comenzó el tiroteo. Uno de los agentes, Domingo Julio Gómez Franco muere acribillado a balazos y su compañero resulta levemente herido. Se llamaba Antonio Cabana Romar. O sea, Anido.

 

Nuestro “topo”, que era el conductor del vehículo, alcanzó con su arma a uno de los asaltantes. Recibió un disparo en una pierna, pero logró abandonar el Mazda, y escapó cojeando con la mochila del dinero, en medio de un atasco circulatorio, siendo atendido en un hospital cercano.

Curiosamente, Euskadi Información era el medio que desvelaba que Antonio Cabana era Joseph Anido, y los acusaba de dedicarse a tareas de contrainsurgencia en Colombia. Durante su estancia en el nuevo continente, había visitado España, en medio de grandes medidas de seguridad.

Julio Gómez Franco fue trasladado a Cáceres, para ser enterrado. En esos días el General Alejandro Miguel Gutiérrez anunciaba que también trasladarían a Cabana Romar, y no entraban a valorar las noticias de Euskadi Información. Por lo que respecta al tiroteo eran detenidos dos sospechosos, y también se requisó una moto y un taxi que se pudieron emplear en el atraco. Otras fuentes apuntaban a dos motos y una furgoneta.

 

“NO ES NORMAL QUE DOS AGENTES RETIREN DINERO EN EFECTIVO” dijo Mikel Lejarza

 

“Los agentes iban en acto de servicio, cumpliendo una labor que se le asignara”, declaraca el embajador Yago Pico de Coaña a la Agencia Efe, y el Director General de la Guardia Civil, Santiago López Valdivieso apuntaba a que se trataba probablemente de un caso de delincuencia habitual.

A pesar de las reservas que hai entorno al mundo de los infiltrados, el episodio de Colombia no pasó desapercibido y al cabo de años volvió a ser comentado. Coincidiendo con la presentación de la película “El Lobo”, que narra la historia de Mikel Lejarza. El gran “topo” comentaba en un chat:

“No es normal que la embajada mande a dos agentes a retirar dinero en efectivo de un banco. Estos trámites se hacen de otra manera, ou por lo menos así es como lo hacíamos durante el tiempo que estuve en la embajada española en México”.

Dos expertos en la materia son Manuel Cerdán y Antonio Rubio. Ambos escribían en las páginas de El Mundo que fuentes del Cesid no descartaban la hipótesis de que Anido sufriera un atentado por por parte de un grupo terrorista afín a los etarras

 

ANIDO SIGUE POSIBLEMENTE CON SU TAREA

Las nebulosas huellas del valiente espía se fueron disipando. Dicen que en el 2000 ejerció como escolta de Ferrán Cardenal. En la actualidad tiene 42 años, y debería de estar cumpliendo cualquier misión para el C.N.I. en cualquier parte del mundo. Con otra identidad y suponemos con otro rostro. O eso es lo que considera Mikel Lejarza “El Lobo”, que comentaba en una entrevista que “Anido tendría que hacer lo mismo que hice yo si quiere pasar desapercibido. Su cara ya es muy conocida”.

Al conocer algunos datos sobre su historia, decidí recopilar documentación, contactar con alguna persona, buscar su foto de entonces, y escribir este reportaje, más que nada, para hacerle un humilde homenaje, porque José Antonio Anido forma parte de la historia de España.

SIGUE A XOSÉ MANUEL LEMA EN

 www.twitter.com/xmlema

www.cartafoldeneboas.blogspot.com

DEIXA O TEU COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí